ACEITE DE ALMENDRAS DULCES: Prunus Dulcis

La almendra es rica en nutrientes, proteínas, azúcar, vitaminas y minerales
El aceite de almendras es nutritivo para la piel, cabello y uñas. 
Ayuda a que la piel respire, pueda absorber la energía lumínica, regulando la temperatura reduciendo el envejecimiento y otorgando elasticidad. Es ideal para el cuidado de las pieles sensibles y secas. Hidrata la piel y evita la formación de arrugas. Proporciona elasticidad a la piel, dejándola humectada y suave, previniendo la aparición de estrías.

También es muy útil en el tratamiento de eczemas y otras irritaciones cutáneas ayudando a aliviar picores e inflamaciones en dermatitis y quemaduras. Adecuado para todo tipo de piel.
Indicado para la piel del bebé y muy efectivo en casos de costra láctea.